cubiertas ajardinadas ventajas

Cubiertas vegetales transitables

Las cubiertas vegetales transitables toman mayor relevancia en la arquitectura de las urbes. También son una medida resolutiva de aquellos planes ejecutados por diversas instituciones que trabajan para paliar los efectos nocivos de la contaminación. Sus múltiples beneficios propician que esta tecnología ecológica ya no sea una mera herramienta estética, sino una herramienta útil para mejorar las condiciones dadas tanto en el exterior como el interior de los edificios.

A la hora de saber qué tipo de cubierta vegetal se adecua de manera óptima al inmueble es necesario conocer las características del edifico para así realizar un estudio que determine qué cubierta es apta.

Cubierta extensiva o ecológica.

Las cubiertas extensivas o ecológicas se caracterizan por tener una vegetación tapizante y autóctona. Las plantas deben ser resistentes para así soportar ventiscas, ráfagas de viento, climas gélidos o radiaciones solares extremas en épocas estivales. Al contrario que otra vegetación, este tipo pertenece a la familia de las suculentas o crasas, caracterizadas por su órgano reservante que posibilita almacenar grandes cantidades de agua para así sobrevivir a entornos áridos y secos. Su tapiz está constituido por un espesor por debajo de los 14 cm y plantas como musgos, hierbas naturales, gramíneas o sedum lo constituyen. Gracias a estas características y a su sistema de riego por goteo, estas cubiertas ecológicas a penas precisan de mantenimiento.

Según el tipo de cubiertas, pueden ser:

  • Cubierta plana “estándar” con pendiente.
  • Cubierta 0º.
  • Cubierta invertida.
  • Ajardinamiento termo-aislante.
  • Solución simple para pendiente a partir de 2º.
  • Cubiertas con poca reserva de carga.

Cubierta intensiva o ajardinada.

Las cubiertas intensivas o ajardinas están compuestas por todo tipo de vegetación como árboles de distintas dimensiones, césped y otros tipos de cultivo. Este modelo de techo verde se instala fundamentalmente en cubiertas planas. Primeramente se debe prever la carga que ocasiona cada cubierta, además de las adicionales, para determinar qué tipo de actividades se pueden llevar a cabo. Su estructura esta formada por un espesor mayor a los 14 cm para así implementar los jardines.

Cubierta semi-extensiva.

Este tipo de techos ajardinados se componen de una plantación realizada al gusto del cliente. El uso de plantas aromáticas, pequeños arbustos y plantas suculentas o crasas también se dan en este tipo de techados ecológicos, sin embargo, el espesor del tapiz puede variar entre un mínimo 15 cm y un máximo 30 cm. Al poseer este tipo de vegetación, su mantenimiento continúa siendo ínfimo y necesita de un sistema de riego por goteo para humedecer la tierra. En este caso, es necesario pronosticar las cargas de las diferentes piezas que conforman la estructura para estimar el peso total de soporte de carga de la estructura.

Cubiertas transitables.

Generalmente, las cubiertas transitables se dan en el las cubiertas ajardinadas o intensivas. Estos techados verdes posibilitan el transito personal y vial, ofreciendo espacios multifuncionales, sin dejar de considerar las condiciones del pavimento. Por esta razón, hay que tener en cuenta el peso total de la carga a soportar, además de la adicional. Principalmente, su instalación se da en garajes subterráneos, zonas comunes o túneles.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies